Cookie gigante en sartén

Cookie gigante en sartén

No se por que a los niños les encanta hacer galletas, pero si además les dices que va a ser solo una y gigante la fiesta está asegurada. Esta receta se hace en media hora, sin ensuciar nada más que una sartén.

Eso si, necesitas una sartén que pueda ir al horno y que no tenga ningún otro elemento de otro material. También es importante que se antiadherente. La que he usado es ideal, ya que se le puede quitar el mango y luego se lo pones para sacarla del horno sin quemarte. La sartén que he usado es de 22 centímetros de diámetro.

Receta para una cookie gigante:

  • 75 gramos de mantequilla
  • 50 gramos de azúcar moreno
  • 25 de azúcar blanquilla
  • 1 huevo grande
  • 1 cucharadita de aroma de vainilla
  • Una pizca de sal
  • 150 gramos de harina integral
  • 1 cucharadita de bicarbonato
  • 75 gramos de pepitas de chocolate

Precalentar el horno a 180 grados.

Derretir la mantequilla directamente en la sartén y añadir los dos tipos de azúcar. Muy importante que no se queme. Retirar del fuego y dejar que se enfríe.

Añadir el huevo batido con el aroma de vainilla, la sal, el bicarbonato y la harina. Mezclar muy bien con una espátula de silicona para no rayar la sartén.

Añadir las pepitas de chocolate y mezclar bien en la masa. Repartir bien la masa por la sartén y añadir más pepitas de chocolate por encima.

Hornear durante 15 minutos. cuando veamos que empieza a dorar por encima ya está hecha, si te pasas se quedará dura y esta galleta tiene que quedar hecha por fuera pero blandita por dentro.

La puedes servir en la misma sartén y cortarla con cuidado de no dañar la sartén.

También se pueden cambiar las pepitas de chocolate por Lacasitos, mirando de ponerlos de forma repartida.

Batido de cacao, plátano y avena

Batido de cacao, plátano y avena

A veces tenemos una vida con una agenda muy apretada pero no por eso tenemos que dejar de alimentarnos bien, ya que tenemos opciones rápidas que son a la vez muy saludables y nutritivas.

Por ejemplo, si tienes que ir con los niños a algún sitio y no da ni tiempo a que merienden un bocadillo (ni tú tampoco), puedes preparar una energético batido con cacao, avena y plátano.

Ingredientes para dos batidos:

  • 2 vasos de leche fría (o bebida de soja o cualquier otra que sea de vuestro agrado)
  • 2 cucharadas de cacao natural
  • 2 plátanos no demasiado grandes
  • 2 cucharadas de avena en hojuelas finas
  • 2 cucharadas de panela o sirope de agave (opcional y al gusto, a los niños seguramente les gustará que lleve las dos cucharadas).

Ponemos todos los ingredientes en el vaso de la Thermomix o en la batidora americana. Y mezclamos a máxima potencia un minuto.

Servimos en vasos bonitos con pajitas de colores. Seguro que se lo toman en un momento y cogen la energía para seguir el día.

Bundt Cake de chocolate

Bundt Cake de chocolate

Espero que esta receta sea el principio de una bonita historia con un molde precioso que me regaló mi hermana de la marca Nordic Ware, unos moldes tipo chimenea de alta calidad y que surgieron de Estados Unidos. En este caso es el molde Heritage Bundt para unas 10-12 raciones.

Empezaré con una receta para todo público que le encante el chocolate y  basada en el libro Tarta perfecta de Alma Obregón.

Ingredientes:

  • 250 g. de chocolate negro
  • 2 cucharadas de cacao en polvo (tipo Valor)
  • 250 ml. de aceite de oliva suave
  • 200 g. de azúcar
  • 4 huevos L
  • 1 cucharadita extracto de vainilla
  • 300 g. de harina
  • 2 cucharaditas de levadura
  • 220 ml de leche
  • 1 cucharadita de zumo de limón
  • Azúcar glas para decorar

Trocear el chocolate negro y derretir al baño María para que no se queme, hay que tener cuidado porque el chocolate es muy sensible y dejamos templar.

Precalentar nuestro horno a 180º

Engrasar con mantequilla o spray desmoldante nuestro molde Bundt Cake.

Mezclar la leche con la cucharadita de zumo de limón y dejamos en reposo unos 10 minutos.

Tamizar la harina, la levadura y el cacao en polvo.

En un bol batir el azúcar y los huevos y añadir el aceite y seguir batiendo hasta que la mezcla sea homogénea. Añadir la mitad de la harina y la mitad de la leche y seguir batiendo y cuando los ingredientes estén integrados añadir el resto de la harina y leche y seguir batiendo, seguidamente el chocolate derretido y remover.

Echar la mezcla en nuestro molde maravilloso Nordic Ware (llenar hasta 2/3 del molde) y hornear durante 50 minutos o bien cuando consideremos podemos probar a pinchar con un palillo y comprobar que sale limpio para saber que está hecho el bizcocho.

Dejar enfriar el molde durante unos 10 minutos para desmoldar y dejar enfriar en una rejilla.

Decorar una vez frio con azúcar glas espolvoreado.

Es un bizcocho bastante denso por lo que recomiendo acompañar con café, café con leche, un batido e incluso un buen vino tinto según la ocasión.

¡Feliz Bundt Cake! Por mi parte os aseguro que no será el último.

 

Figura de mona de casita de chocolate

Figura de mona de casita de chocolate

Ya sé que ha pasado Semana Santa y el lunes de Pascua con sus tradicionales monas, pero no quiero dejar de enseñaros, la figura de chocolate que he preparado para este año.

La idea vino de que a Nico los Reyes le habían echado, un juguete que se llama “La fábrica de chocolate” y allí te vienen una serie de moldes para hacer bombones, huevos, piruletas, y la casita de chocolate que es ideal para usarla como figura de mona.

No estoy habituada a trabajar con chocolate (¡liarme con una cosa que se seca con el lío que hay en casa!) pero sí que he visto al maestro chocolatero David Pallàs en persona y en sus videos en Canal Cocina así que se que para trabajar bien el chocolate son muy importantes dos puntos: saber fundir el chocolate y el atemperado del chocolate. El primero primordial que no se queme y el segundo se trata de jugar con su temperatura (y dependiendo del tipo de chocolate) para romper los cristalitos que forma su composición y que puede hacer que quede con manchas y que cambie su textura totalmente.

Así que por una horas me dediqué a hacer de chocolatera casera ;). La verdad que esta parte para los niños es un rollo, porque ya sabéis que el chocolate deshecho quema mucho y no es conveniente que ellos lo manipulen, luego cuando tienen que esperar a que se seque también se juega con su paciencia.

Luego se trata de colocar el chocolate derretido en unos moldes que son las paredes frontales, laterales y el techo. Cuando ya las tienes secas irlas pegando las partes con más chocolate derretido haciendo la forma. La primera es la más difícil ya que si tocas mucho el chocolate se te marcan los dedos (el chocolate se deshace a una temperatura menor que la corporal, por eso se derrite tan bien en la boca).

Los peques luego sí que disfrutaron mucho poniendo Lacasitos, chuches, plumas y pollitos.

Y para acompañar la figura de chocolate, podéis preparar bien una Tarta Sara muy común en las monas más modernas o una mona tradicional con los huevos cocidos pintados similar a un roscón.

Tarta Tatin

Tarta Tatin

Últimamente me ha dado por la Reposteria Francesa, la última tarta fue la Tarta Fraisier y después de esta tarta Tatin espero seguir con más recetas nuevas de nuestro País vecino.

La tarta Tatin es un clásico de la cocina tradicional francesa que podemos realizar con ingredientes baratos. Como todo plato que perdura en el tiempo tiene su historia y os la voy a contar brevemente:

La historia de este postre nos lleva hasta Francia como ya os he comentado antes, justamente en la zona de Orleáns, un lugar frecuentado por ricos hombres de negocio y políticos procedentes de la capital París y con un mismo interés por la caza. Allí se encontraba el Hotel Tatin y su restaurante, regentados por las hermanas Tatin. Una de las hermanas, Stephanie, se equivocó al preparar una tarta de manzana y caramelizó las manzanas y debido a este error, decidió taparlas para ocultarlas. Digamos que es una tarta “al revés“ o invertida. Se convirtió en una de las tartas con más éxito entre los clientes del restaurante y así la especialidad de la casa. En nuestra época esta tarta también se hace con otras variedades como peras, piña, melocotón…

También compartiré con vosotros el secreto del molde, nunca usar uno desmontable porque se escurriría por las grietas el caramelo, yo uso desde que tengo memoria una fuente redonda de Pyrex.

Ingredientes:

  • 1 lámina de masa brisa (podéis usar también hojaldre)
  • 4 manzanas tipo Golden
  • 75 g. de azúcar moreno
  • 75 g. de mantequilla

Precalentar el horno a 180º, encamisar el molde con mantequilla y un poco de azúcar y reservamos en frio.

Pelar las manzanas, quitar el corazón y cortar en gajos. Yo la he cortado a trozos pequeños pero podéis hacerla a cuartos.

Preparamos un caramelo con el azúcar y la mantequilla, después añadimos las manzanas cortadas para caramelizarlas también, añadir un poquito de agua.

Colocar las manzanas de forma circular en nuestro molde por la parte bonita, espolvorear un poco más de azúcar y la mantequilla cortada a trocitos. Opcionalmente podéis añadir una cucharadita de canela en polvo.

Estirar la masa de hojaldre por encima y dejarla a la medida del molde remetiendo hacia adentro, y le hacemos unos agujeros a la masa para que no se hinche.

Tendremos la tarta en el horno durante unos 25-30 minutos con calor arriba y abajo hasta que presente un bonito color dorado. Cuando temple le damos la vuelta en la bandeja de presentación.

Podemos acompañar con nata o crema inglesa.

¿Cuál sería la sorpresa de las hermanas Tatin con esta tarta? Seguro que dijeron: ¡Oh là là!