Rovellons (níscalos) a la plancha

rovellons-a-la-plancha

En esta época otoñal, esperemos la salida de las setas y sobre todo del preciado rovelló, tras unas pocas lluvias y un poquito de sol. Se trata de esas comidas que por su temporalidad, son esperadas para degustar, sólo unos días al año. Mejor saben aún, si son cogidos por ti mismo, después de un madrugón, un viaje en coche, y una excursión entre los pinos, en ese lugar que no se cuenta a nadie donde está.

Ingredientes para 2 personas:

  • 1/2 de rovellons
  • Sal
  • Ajo
  • Perejil
  • Aceite de oliva

Limpiar y lavar los rovellons para quitar la tierra. Dejar escurrir bien. Antes de colocarlos en la sartén los coloco sobre papel absorbente para que no quede nada de agua. Esta parte es muy importante para que cuando los asemos queden con una textura casi crujiente y no cocida.

Calentar la sartén de asar con unas gotas de aceite de oliva y salar y colocar los rovellons con el rabito para arriba. Ir dando la vuelta para que se hagan por los dos lados. Cuando ya estén tostados, añadimos el ajo y el perejil mezclado con aceite de oliva repartiendolos por los rovellons que en la última vuelta dejaremos otra vez con el rabito para arriba.

Emplatar y a disfrutar. Se pueden comer solos o como acompañamiento de carnes. También los podéis hacer a la barbacoa y quedaran buenísimos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *